Este alimento picante pertenece a la familia de la Solanaceae y es el fruto comestible de la planta. Al parecer existen alrededor de 1000 variedades de chile en el mundo.

El ingrediente activo es la capsaicina, la cual le da esa característica picante. Además, se compone de agua, carbohidratos, fibra, proteína, vitaminas A, B1, B2, B6, azufre, calcio, hierro, magnesio, potasio, sodio, magnesio, y yodo.

Agrega a tus platillos una variedad de chiles secos, frescos y crudos. Aquéllos que se consumen frescos y crudos como el serrano, jalapeño y el chilillo aportan principalmente vitamina C.

Además de ser picante, en algunos casos, el chile puede ayudarte a cicatrizar heridas en la piel y a la pérdida de cabello. Descubre por qué, además de darle un toque espectacular a tu comida, el chile te brinda numerosos beneficios.

La dermatóloga Rossana Janina Llergo de la Fundación Mexicana para la Dermatología, y la nutrióloga Laura Romero del centro Nutrest, dos especialistas nos cuentan qué características tiene para que sea tan recomendado.

10 beneficios de comer chile

1. El ingrediente activo es la capsaicina, la cual le da esa característica picante. Además, se compone de agua, carbohidratos, fibra, proteína, vitaminas A, B1, B2, B6, azufre, calcio, hierro, magnesio, potasio, sodio, magnesio, y yodo.

2. Los chiles rojos contienen grandes cantidades de vitamina C y A, más que los amarillos y verdes.

3. Se ha visto que tiene efectos anticancerosos, analgésicos, antiinflamatorios, y antimicrobianos.

4. En el aparato respiratorio puede actuar como expectorante para problemas de congestión o tos.

5. Te ayuda a tener esa sensación de saciedad para que comas menos cantidad de calorías, y también se está estudiando si inhibe proteínas asociadas a la producción de grasa.

6. Funciona como antioxidante al proteger de enfermedades cardiovasculares, padecimientos digestivos como el Síndrome de Intestino Irritable, así como reforzar el sistema inmunológico.

7. Incrementa moderadamente el gasto energético debido a un efecto termogénico (elevación de la temperatura corporal), por lo que también se ha relacionado con un aumento en el metabolismo.

8. Al favorecer procesos de cicatrización, ayuda a problemas de acné, herpes labial, quemaduras, y heridas de la piel.

9. Tiene efectos antioxidantes en la piel que ayudan a estimular la formación de colágeno, dar uniformidad al tono de piel y una mejor textura.

10. Estimula la función de los folículos pilosos para ayudar a que el cabello crezca y darle un aspecto más grueso y brillante. Por eso encontramos en el mercado productos con chile o capsaicina para combatir la pérdida de cabello.

Fuente: www.cocinafacil.com.mx
Nutrióloga Laura Romero

laura@nutrest.com.mx

Dermatóloga Rossana Janina Llergo
rossana@dermoskinlaser.com

Comentarios