Ahora podría ser más fácil detectar desde la comodidad de tu casa, si estas en riesgo de padecer cáncer de cuello uterino, como alternativa a la prueba de Papanicolau sin la necesidad de acudir a una visita al ginecólogo y es que solo basta con una prueba casera de orina.

Científicos de la Universidad Queen Mary de Londres (Reino Unido) pidieron a 600 mujeres que proporcionaran muestras recabadas por ellas mismas para su análisis con un test que fue definido por organizaciones benéficas como un potencial «punto de inflexión«.

Una prueba casera de orina será suficiente para que las mujeres logren descubrir si están en riesgo de padecer cáncer de cuello uterino.

Luego de los resultados fueron presentados en la Conferencia del Cáncer del Instituto Nacional de Investigación del Cáncer (NCRI) que se llevó a cabo en Glasgow y sugirieron que el método es factible y que podría llegar a tener un gran éxito.

Por el momento los hospitales del Reino Unido, han preferrido hacer más pruebas antes de ofrecerlo a los pacientes.

La prueba, conocida como test S5, podría ofrecerse como una alternativa al Papanicolau tradicional, médicos sostienen que se seguirían utilizando los exámenes tradicionales

En dado caso de que este nuevo beneficio se apruebe, se seguirán practicando las pruebas de Papanicolau en los Centros de Salud.

Los investigadores tienen pensado que las mujeres puedan realizar esta acción desde la comodidad de su casa e incluso pedir el kit por internet y después enviar las muestras por correo para que sean analizadas en el laboratorio.

Descubrieron en investigaciones anteriores que cuando se usó S5 en muestras cervicales, era 100% preciso para detectar el cáncer invasivo de cuello uterino.

La doctora Belinda Nedjai,la encargada del desarrollo de la prueba, a la que llamaron test S5, comentó que mide los cambios químicos que se detecten en las muestras de orina o fluidos vaginales para medir el riesgo de que la mujer padezca cáncer.

El Papanicolau es importante realizarlo pues el objetivo es detectar signos tempranos de del cáncer conocidos como pre-cáncer que pueden tratarse para intentar prevenir la enfermedad.

Se recomienda que todas las mujeres que tengan entre 25 y 64 años se realicen la prueba, pero desafortunadamente la gran mayoría lo evita por vergüenza a enseñar sus partes íntimas.

Nedjai le dijo a la BBC, que al momento de obtener las muestras para el test S5 fueron «bastantes precisas» pero recalcó que la prueba no es tan efectiva como lo es el Papanicolau.

«Pero lo será pronto«, añadió. «Con mejoras, llegaremos a ese punto«. Por ahora el tests se deberá practicar en al menos 10,000 mujeres.

La especialista piensa que este tipo de sistemas caseros podrían estar disponibles dentro de cinco años, al menos en Reino unido.

El doctor español Manuel Rodríguez afirmó que esta es una «emocionante investigación» que demuestra que es posible detectar el pre-cáncer cervical «gracias a muestras de orina y vaginales recogidas por mujeres en la comodidad y privacidad de sus propias casas«.

Fuente: wradio.com.mx

Comentarios