La Asociación de Investigaciones de Interés Público de Estados Unidos (US Pirg, por sus siglas en Inglés) realizó un estudio a distintas presentaciones de vinos y cervezas con el fin de detectar partículas de glifosato, una sustancia utilizada en pesticidas.

El glifosatose encuentra presente en la mayoría de cervezas y vinos que se venden en los Estados Unidos.

El glifosato (C3H8NO5P), es la sustancia activa presente en los pesticidas vendidos por la empresa Monsanto, la cual fue detectada en 2015 por la Organización Mundial de la Salud (WHO, por sus siglas en inglés) como agente cancerígeno.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que el nivel aceptable de glifosato es de 3.5 partículas por mil millones (ppb), sin embargo, fertilizantes con esta sustancia son rociados en cultivos de uvas y cebada, materia prima para elaborar bebidas alcohólicas.

El uso de este pesticida se ha incrementado hasta en un 500% en los cultivos de uvas y cebada, materia prima para obtener vino y cerveza.

Cervezas como poseen niveles de:

Coors Light 31.1 ppb
Budweiser 27 ppb
Corona 25.1 ppb
Heineken¡20.9 ppb

de acuerdo con el estudio, con los cuales superan el índice recomendado por la OMS. Otras marcas de cerveza con esta sustancia son:

Tsingtao 49.7 ppb.
Miller Lite 29.8 ppb
Guinness Draught 20.3 ppb
Stella Artois 17.7 ppb
Ace Perry Hard Cider 14.5 ppb
Sierra Nevada Pale Ale 11.8 ppb
New Belgium Fat Tire 11.2 ppb
Samuel Adams New England IPA 11.0 ppb
Stella Artois Cidre 9.1 ppb
Samuel Smith’s Organic Lager 5.7 ppb

En total analizaron 15 presentaciones distintas de esta bebida.

Vinos:

Sutter Home Merlot 51.4 partes por billón.
Beringer Estates Moscato 42.6 ppb
Barefoot Cabernet Sauvignon 36.3 ppb
Inkarri Estates Malbec: Certified Organic 5.3 ppb
Frey Organic Natural Wine Blend 4.8 ppb

En el caso de los vinos, la asociación analizó 20 presentaciones, de las cuales halló 19 con niveles superiores de glifosato a los tolerados.

“Los niveles de glifosato que encontramos no son necesariamente peligrosos, pero son preocupantes debido a los potenciales riesgos a la salud. Lo que es sorprendente es que el glifosato encontró la forma de llegar a casi cada tipo de cerveza y de vino analizado, incluso en productos orgánicos”, considera el informe.

Los científicos encontraron que 1 parte por billón de glifosato tiene el potencial de estimular el crecimiento de las células de cáncer de mama y alterar el sistema endocrino.

La recomendación de US Pirg es prohibir el uso de glifosato hasta que se demuestre que este químico es seguro, de lo contrario, seguirá estando presente en la comida, agua y bebidas alcohólicas.

Reporte vinos y cervezas

Fuentes: www.24-horas.mx  y megalopolismx.com

Comentarios