Dra.Lourdes Ortega Caudillo, miembro de
la Asociación
Mexicana de Cirugía
Plástica, Estética y
Reconstructiva, A. C. (AMCPER).

Los genes llegan a controlar el proceso de envejecimiento en un 20 por ciento, de acuerdo con la doctora Lourdes Ortega Caudillo, miembro de la Asociación Mexicana de Cirugía Plástica, Estética y Reconstructiva, A. C. (AMCPER).

La especialista agregó que el 80 por ciento restante es determinado de manera extrínseca, es decir, un número de factores externos actúan junto con el proceso natural de envejecimiento prematuro tales como: exposición al sol, expresiones faciales repetitivas, gravedad, posiciones al dormir y el cigarro.

Se ha comprobado también que en ocasiones son las personas con piel clara las que presentan un mayor envejecimiento comparadas con las pieles oscuras. Además, aquellos individuos que por sus hábitos y trabajo que cuentan una historia prolongada de exposición al sol desarrollan mayor daño cutáneo.

El envejecimiento intrínseco, también conocido como proceso natural de envejecimiento, es un proceso continuo que generalmente comienza en la mitad de los veintes. Dentro de la piel la producción de colágeno y elastina, que son las sustancias que dan tono a la piel, se hacen más lentas.

De igual manera, las células muertas no se eliminan tan rápidamente y el cambio a células nuevas por tanto también disminuye. Los signos visibles en esta etapa son arrugas finas, adelgazamiento de la piel, pérdida de grasa (mejillas y región orbitaria), pérdida ósea (lo que se traduce en flaccidez), piel seca y pérdida de cabello.

Sabías que. . .

En México, alrededor de un 80 por ciento de la población que acude a consulta buscando un procedimiento de rejuvenecimiento se decide por una opción no quirúrgica. Además, dicha tendencia se ha incrementado en los últimos cinco años, manifestó la doctora Lourdes Ortega.

Comentarios

comentarios