Hoy, 18 de febrero, es el Día Internacional del Síndrome de Asperger, en el cual se hace un llamado a toda la gente para que generen conciencia sobre lo importante que es mantenernos informados sobre este síndrome que afecta de tres a siete de cada mil nacidos, y sobre todo porque la presencia de éste en una persona, no es evidente y es importante tener un trato correcto e inclusivo hacia ellos.

El Síndrome de Asperger, es considerado como un tipo de autismo, y forma parte del trastorno de espectro autista, el cual se presenta en los primeros tres años, afectando el desarrollo del cerebro y las habilidades sociales y comunicativas.

Las señales pueden presentarse a temprana edad y manifestarse por el resto de la vida de la persona afectada, por lo que es esencial el apoyo de los familiares.

Este síndrome se presenta de varias formas. Generalmente, se les dificulta interactuar socialmente y comprender el lenguaje corporal. Expresarse tampoco es sencillo para ellos. Son reservados y no les resulta fácil interpretar señales, bromas o el doble sentido, así como los sentimientos de la gente que los rodea. Muchas veces esto es confundido por falta de educación, ya que entienden todo literalmente y siempre dicen lo que piensan, aunque lastimen los sentimientos de los demás, pero siempre sin la intención de hacerlo, simplemente son sinceros. Se interesan poco en otras personas, pero le gusta hablar de temas que son de su interés. Les gusta seguir una rutina.

Otra característica de esta condición, es la falta de empatía. Sin embargo, les importan los sentimientos de sus familiares y amigos, pero les es difícil demostrarlo. Asimismo, es posible que con el tiempo puedan aprender a comprender a otros y ser más empáticos. La frecuencia o gravedad de estas características pueden variar de una persona a otra.

De vez en cuando pueden tener colapsos, los cuales se presentan cuando la persona, debido a factores que no están en su control, pierde el control de respuesta. Para ayudar, lo mejor que puede hace el familiar o amigo, es dejarlo a solas con un poco de música hasta que se calme.

Todo lo anteriormente mencionado, lleva a las personas a pensar que los afectados no son empáticos, y por ello, no muestran empatía hacia ellos, lo cual es conocido como problema de empatía de doble vía, por lo cual, en este día es importante tomar conciencia sobre lo importante que es entender a las personas con Asperger e incluirlos a la sociedad.

Fuente: www.nlm.nih.gov, www.injuve.es, http://www.asperga.org/ y http://www.bbc.com/

Comentarios

comentarios