El kiwi es una deliciosa fruta de origen oriental, la cual posteriormente fue llevada a Nueva Zelanda, lugar que actualmente produce grandes cantidades de esta fruta que, por sus múltiples propiedades, ofrece grandes beneficios al cuerpo. A continuación, los explicamos para ti.

  • Antioxidantes y vitaminas

El kiwi contiene vitamina C, una sola pieza proporciona más del 80% de lo que el cuerpo necesita de esta vitamina. Esto hará ayuda a reforzar el sistema inmunológico, a reducir la hipertensión, a reducir el riesgo de cáncer y a prevenir las alergias y resfriados. Además, ayuda a mantener las células en buen estado.

Esta fruta es ideal para quienes fuman, toman alcohol, gente grande, personas con problemas inmo deficientes, embarazadas o mujeres que atraviesan la menopausia.

  • Adiós al estrés

Gracias a la vitamina C encontrada en esta fruta, puede evitar la ansiedad y el estrés al que nos enfrentamos todo el tiempo.

  • Adiós al estreñimiento

Ya que contiene fibra soluble, ayuda a tener una mejor digestión.

  • Ayuda a adelgazar

Debido a que tiene un gran porcentaje de agua y no contiene muchas calorías, es un alimento que te hace sentir satisfecho y te ayuda a bajar de peso.

  • Circulación

Gracias a que contiene vitamina E y ácidos grasos Omega 3 y 6, la sangre se vuelve más fluida y evita la generación de coágulos en los vasos sanguíneos. Además, ayuda a reducir los niveles de colesterol.

  • Huesos fuertes

Gracias a los minerales que se encuentran en el kiwi, mejora el sistema óseo, incluyendo los dientes. Al igual, éstos ayudan a que los nervios, músculos y órganos funcionen mejor.

  • Lucha contra la anemia

Acelera la recuperación de personas que padecen anemia, ya que propicia la absorción de hierro.

  • Filtro

Actúa como filtro a los rayos solares, ya que contiene luteína.

¡Ahora sabes que el kiwi es una fruta que sin duda alguna no puede faltar en tu alimentación!

Fuente: Mejor con salud

Comentarios

comentarios