Agua, cebada y lúpulo. Estos son los tres ingredientes de la cerveza, bebida fermentada de baja graduación que, si se consume con moderación, puede tener un papel preventivo en algunas enfermedades y aportar beneficios a nuestro organismo.

Por consumo responsable los expertos recomiendan no más de 2 vasos de cerveza para un varón adulto al día y 1 o 2 para una mujer. Además, la ingesta no debe ser acumulada ante determinada ocasión, como los fines de semana, por ejemplo. Algunos de los beneficios que ofrece son:

1) Nutritiva

Por sus ingredientes la cerveza es un alimento saludable ya que contiene diferentes sustancias nutritivas como son las vitaminas del grupo B (en especial destaca el ácido fólico) y contiene un ligero porcentaje de carbohidratos (maltodextrina) y de alcohol.

Los minerales también están presentes, especialmente el magnesio y el calcio, aunque varían dependiendo del agua con la que se fabrica.

2) Prevención contra infartos

Las evidencias científicas destacan que beber cerveza se vincula a un menor riesgo de cardiopatías isquémicas, favorece la función cardiaca global y podría tener cualidades antiinflamatorias que contribuirían a la reducción del riesgo cardiovascular.

3) Huesos más sanos

Ingredientes como el silicio, que promueve la densidad ósea y evita la pérdida del hueso, o los fitoestrógenos, asociados a la mejora de los síntomas de la menopausia y la prevención de la osteoporosis, están presentes en la cerveza, por lo que algunos estudios señalan que esta bebida mejora la salud ósea.

4) Menos infecciones en mujeres

Beber grandes cantidades de alcohol tiene efectos nocivos para la salud, entre ellos, deprime el sistema inmune. Sin embargo, si el consumo es moderado podría mejorar la respuesta inmune contra los organismos que provocan las enfermedades infecciosas.

5) Protección frente a enfermedades como el Alzheimer

El silicio contenido en la cerveza puede estar asociado con la protección de enfermedades neurodegenerativas, como el Alzheimer. Esto se debe a que reduce la biodisponibilidad de aluminio en plasma y tejido cerebral, vinculado con algunas patologías neurodegenerativas importantes.

6) Prolonga la vida

Esta bebida consta de más de 2 mil componentes que hacen que tenga propiedades antioxidantes. Es decir, beber cerveza con moderación ayuda a proteger al organismo frente a la oxidación y el envejecimiento de las células. Esto previene y/o retrasa la aparición de algunas enfermedades degenerativas.

7) Diabetes y cerveza

En la última década han aparecido estudios que demuestran que el consumo moderado de cerveza influye en la prevención y el control de la diabetes, así como, en la evolución de sus complicaciones.

El documento Efecto preventivo y protector del consumo moderado de cerveza en la diabetes mellitus elaborado por la Sociedad Española de Diabetes explica esta relación: “Componentes de la cerveza como la fibra soluble, los compuestos polifenólicos, los minerales y la baja graduación alcohólica actúan sobre los mecanismos y procesos que desencadenan la diabetes y sus complicaciones; siempre que su consumo sea moderado”.

Información de Cuídate Plus

Comentarios

comentarios